¿Cómo nos comunicamos hoy?

Imagen Posted on Actualizado enn

foto-como-nos-comunicamos-hoy

Por: Yanayka Lafuente Mata

¿Qué decimos? ¿Cómo lo decimos? Estas son algunas de las preguntas que nos hacemos a diario cuando nos referimos a la comunicación. Y es que este proceso, lejos de ser un simple intercambio de palabras, contiene mensajes encriptados que solo son capaces de entender aquellos que “escuchan y prestan atención a otros tipos de lenguajes como el visual, proxémico y corporal”.

Hoy en día comunicarnos con los demás se ha convertido en una épica tarea, pues la revolución digital, lejos de incentivar este proceso, ha minimizado el contacto cara a cara dando prioridad a los mensajes o chats cibernéticos a través del “famoso” internet, los cuales expresan ideas pero no intención ni emoción, siempre presentes en una comunicación verbal entre dos o más personas.

El mundo ha cambiado, las comunicaciones se han desarrollado y por tanto, el establecimiento de las relaciones interpersonales se ha modificado. Hablamos de Facebook, Twitter, Instagram, ventanas abiertas al mundo que nos permiten encontrar nuevos amigos y restablecer relaciones con parientes lejanos o amistades olvidadas. Se establecen así relaciones superficiales donde la comunicación se convierte en una simple trasmisión de información.

Anteriormente, para tener nuevos amigos o pareja era requisito fundamental convivir con la persona, conocer sus ideas, gustos e intereses, compartir momentos de alegría o tristeza. Hoy esta cuestión se resuelve solo con un clic o a través de un intercambio de fotos. Además, nuestra vida es el centro de los comentarios de una página web pues los pensamientos, deseos y aspiraciones dejan de ser privados para ser socializados con el mundo cibernético, es como si se promoviera una cultura exhibicionista donde es necesario que todas las personas conozcan de tu vida.

También vale destacar el impacto de las nuevas tecnologías en el desarrollo del vocabulario y la escritura de aquellos que son adictos a ellas. Las palabras se acortan, cambian su significado o se introducen palabras inventadas cuyos códigos solo son conocidos por algunos. Se incurre entonces en faltas de ortografía o mal uso del vocabulario. Algo similar pasa con el acceso a la información, los libros de biblioteca se sustituyen por artículos de internet cuya fuente en muchos casos no es verídica ni confiable.

Hoy vivimos en constante desarrollo y esto implica tener un adecuado nivel de adaptación ante los cambios. Internet es un universo paralelo que nos invita a adentrarnos en sus misterios, pero es necesario filtrar la información que encontramos en este y darle un uso racional y equilibrado. Adoptemos las nuevas formas de comunicación sin dejar de utilizar las de la vieja escuela, nada es más hermoso que decir te quiero a través de un beso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s